Últimos consejos:

¿Qué hacer ante Hipotermia o Congelamiento?

El frío puede ser un factor de grandes daños a la salud. Por esta razón es que debemos tener cuidado con dos eventos en particular: la hipotermia y el congelamiento. A continuación veremos una breve explicación de ambos y los consejos para saber como actuar ante casos de congelamiento o hipotermia.

¿Qué es la Hipotermia?

La hipotermia tiene lugar cuando la temperatura corporal desciende por debajo de los 35° C, pues el organismos pierde más calor del que puede generar, lo cual provoca su descompensación.

Si la temperatura corporal sigue disminuyendo, las manifestaciones se agravan y existe riesgo de muerte.

Las situaciones que más comúnmente desencadenan hipotermia son las siguientes:

  • Permanecer al aire libre durante el invierno sin abrigarse suficientemente.
  • Caer de una embarcación en aguas frías.
  • Utilizar prendas de ropa húmedas durante un tiempo prolongado, sobre todo cuando hay viento o la temperatura es muy baja.
  • Realizar esfuerzos agotadoras o ingerir cantidades insuficientes de alimentos y/o bebidas cuando hace frío (no hace falta que la temperatura sea inferior a 0°C)
  • Dormir a la intemperie en épocas invernales (sobre todo si se trata de personas con alcoholismo crónico).

hipotermia

¿Qué no debemos hacer ante un caso de Hipotermia?

En ningún caso, cuando se presente un evento de hipotermia debemos realizar algunas de las siguientes acciones:

  • No suponer que una persona que se encuentra acostada e inmóvil a la intemperie ya está muerta.
  • No ofrecerle bebidas alcohólicas ni sustancias que contengan cafeína (como el café, el té y el chocolate).
  • No emplear calor directo (como agua caliente, almohadillas eléctricas o lámparas de calor) para intentar recuperar a la víctima.
  • No frotarla

¿Qué cosas sí debemos hacer ante un caso de Hipotermia?

Debajo veremos los listados de acciones a seguir en caso de hipotermia:

  • Trasladar a la persona afectada a un lugar cerrado, seco y cálido.
  • Quitarle las prendas de ropa húmedas o ajustadas
  • Abrigarla con ropa seca y caliente o envolverla con mantas. Cubrirle la cabeza y el cuello, a fin de retener el calor corporal.
  • Aplicarle compresas tibias en el pecho, las ingles y las axilas.

Si la persona esta consciente:

  • Ofrecerle bebidas calientes y azucaradas.
  • Trasladarla a un centro médico.

Si la persona esta inconsciente:

  • Activar el sistema de emergencias médicas.
  • Si se comprueba que respira, colocarla en posición lateral de seguridad
  • En el caso de que no respire, iniciar la  RCP

 ¿Qué es el Congelamiento?

Una exposición prolongada (o corta pero intensa) al frío del aires, de líquidos o de metales puede causar lesiones de diferente gravedad. De ello se trata el congelamiento.

Inicialmente, la exposición al frío por debajo de los 0 ° C provoca un estrechamiento de los vasos sanguíneos periféricos (vasoconstricción), como mecanismo de defensa para disminuir la pérdida de calor. Entonces, el flujo sanguíneo decrece y los tejidos reciben cada vez menos aporte de oxígeno. Esto conduce a un enrojecimiento de la zona y a una vasodilatación.

congelamiento

Luego la zona se hincha y pueden aparecer ampollas. Las formas más leves se denominan sabañones, los que producen un daño reversible caracterizado por molestias, palidez y piel con aspecto de corcho. En los casos más graves pueden verse afectados arterias, venas, músculos, etcétera.

Los congelamientos suelen producirse en las partes periféricas del cuerpo, como los lóbulos de las orejas, la punta de la nariz, las mejillas, los dedos de las manos y de los pies, y en cualquier otra parte del cuerpo cuya piel permanezca expuesta al viento.

Por lo general, el congelamiento afecta a quienes realizan trabajos bajo condiciones de frío extremas (tanto al aire libre como en la industria), a personas en situación de calle o a deportistas de alta montaña (escaladores, esquiadores, y otros.)

Los factores que favorecen el congelamiento se clasifican en externos e internos:

  • Factores externos: viento, humedad, altitud, cambio brusco de la temperatura.
  • Factores internos: hipoxia (déficit de oxígeno), deshidratación, desnutrición, alcoholismo, tabaquismo, inactividad, patologías cardíacas o respiratorias, edades extremas (niños pequeños y ancianos).

Clasificación y manifestaciones del Congelamiento

A continuación podemos clasificar el congelamiento y sus manifestaciones como visualizamos:

Congelamiento superficial

  • Coloración rojo azulada o palidez de la piel, que se percibe fría al tacto.
  • Sensaciones de hormigueo, pinchazos y entumecimiento.
  • Inflamación de la extremidad o de la zona.
  • Ampollas de contenido seroso

Congelamiento profundo

  • Coloración azulada o violácea intensa de la piel, que se percibe helada al tacto.
  • Ampollas de color oscuro, negruzco o morado, sobre la piel seca, de aspecto céreo.
  • Costras y grietas.
  • Necrosis de piel, músculos, tendones e incluso huesos. Debido a la muerte de los tejidos, es posible que la extremidad deba ser amputada.
Recordar. Lo más peligroso de los congelamientos es que no producen dolor, por lo que hay que estar muy atentos a sus manifestaciones.

¿Qué no debemos hacer ante un caso de congelamiento?

Debajo veremos el listado de cosas que no se deben hacer si estamos frente a un caso de congelamiento:

  • No descongelar un área si no se puede garantizar que se la podrá mantener descongelada, dado que un nuevo congelamiento podría provocar daños mayores en los tejidos.
  • No emplear calor seco y directo (cono un calentador, fogatas, una almohadilla térmica o secadores de pelo) para descongelar la zona afectada, ya que podría quemarse los tejidos que ya han sido dañados.
  • No frotar ni masajear la zona afectada.
  • No reventar las ampollas.
  • No fumar ni consumir bebidas alcohólicas durante la recuperación, ya que tales sustancias podrían interferir con la circulación sanguínea.

¿Qué sí debemos hacer ante un caso de congelamiento?

Debajo veremos los listados de acciones a seguir en caso de congelamiento:

  • Activar el sistema de emergencias médicas.
  • Trasladar a la persona afectada a un lugar cerrado, seco y cálido

En los casos de congelamiento superficial:

  • Conseguir un recipiente para agua caliente o improvisar uno colocando una bolsa plástica dentro de un cajón.
  • Calentar agua entre 37 y 40° C
  • Sumergir la zona afectada en el agua caliente, procurando que no toque las paredes o los bordes del recipiente, o aplicar paños calientes en las zonas afectadas.
  • Continuar con el tratamiento hasta que la piel adquiera un color azulado o rojo intenso (puede demandar más de media hora). Tener en cuenta que el descongelamiento de los tejidos puede provocar dolores intensos.
  • Secar la zona afectada, vendarla sin ejercer demasiada presión, y colocar rollos de gasa entre los dedos para mantenerlos separados.
  • Mantener abrigada a la víctima.
  • Ofrecerle bebidas calientes y azucaradas.

Conclusión

Como siempre planteamos, la mejor manera de evitar estas situaciones es tener cuidado de antemano, y en este caso sería ser conscientes sobre la protección frente al frío.

La protección frente a temperaturas menores a 4 °C debe basarse en el empleo de ropa adecuada, con capacidad de aislamiento pero cómoda. En el caso de estar trabajando, si está asociado a la producción de calor, la ropa debe permitir la transpiración.

¿Qué debemos evitar?

Es recomendable seguir los siguientes consejos para evitar problemas de temperaturas bajas:

  • No permanecer inactivo durante mucho tiempo.
  • No trabajar a un ritmo demasiado acelerado, a fin de evitar la sudoración excesiva.
  • No tocar con la piel desnuda superficies frías (especialmente si son metálicas), por debajo de los -7 °C.
  • No ingerir bebidas alcohólicas

¿Qué debemos hacer?

Lo recomendable es seguir estos consejos para no tener problemas de congelamiento o hipotermia:

  • Vestir varias capas de ropa, guantes, medias y calzado apropiado para proteger las extremidades y evitar enfriamientos locales.
  • Disponer de ropa con efecto rompeviento.
  • Ingerir bebidas calientes.
  • Limitar el consumo de bebidas con cafeína, ya que esta sustancia produce vasoconstricción y es diurética.

¿Alguna Consulta? Con gusto te ayudaremos...

Deja un comentario

Loading Facebook Comments ...
Scroll To Top

Síguenos en Google+

Síguenos en Twitter

Suscríbete vía email

Suscríbite a nuestras actualizaciones vía email y recibe a diario los últimos consejos...